Estamos en el principio de año y muchas compañías han decidido cambiar de sede en Madrid.

¿Qué solicitan?

1.-Espacios más prácticos, menos compartimentados, todo el mundo al mismo nivel, es una forma de control máximo.

2.- Ubicaciones estratégicas en cuanto a las comunicaciones con servicio público, muy pocas empresas tienen empleados que acudan en transporte propio, por ello se hace indispensable estar próximo a metro, tren o autobuses.

3.-Cocina-office, a comer se queda todo el mundo, no hay tiempo que perder y los salarios son limitados.

4.-Buen precio, se mira muchísimo la oferta

5.-Por tamaño, las grandes,  se van de las zonas más representativas a las afueras, antes sería impensable, hoy se cambian de sede sin pestañear, para obtener ahorro.

6.-Empresas más modestas están viniendo a zonas más representativas

7.-Empresas de provincias están viniendo a Madrid para obtener un impulso e internacionalizarse

8.-Que las garantías adicionales no sean sangrantes;  los bancos no salen en ayuda de las empresas, los avales bancarios son casi imposibles de conseguir si no se pignora previamente el dinero.

9.-Pequeñas carencias para implantación; no es fácil encontrar a plena satisfacción el nuevo espacio, sobre todo las oficinas de particulares, que suelen estar bastante descuidadas en su mantenimiento, cosa que no suele ocurrir con los propietarios profesionales.